Un gallego en Georgetown

La verdad es que los gallegos son incapaces de gestionar su riqueza. Galicia es un país bonito y fértil, que cuenta con el mayor valor de una nación vieja: su diáspora, inmensa y poderosa.
Domingo Rodríguez es vicepresidente ejecutivo -o sea, el que corta el bacalao- en el Georgetown Bank de Washington, banco creado en plena crisis financiera. Su curriculum anterior deja convertido al señor Castellano en lo que es: un principiante.
Habría que preguntarle al señor Feijoo (que se debe pronunciar Feixó) si no conocía a alguien más experto en banca que Castellano. Rodríguez es de A Guarda, habla inglés como un yanqui y gallego como un gallego de verdad (nada de lo cual es capaz de hacer el coruñés Castellano). Qué pena que los gallegos sean tan ignorantes de lo propio.

Share